miopia cuarentena

La cuarentena podría incrementar el riesgo de miopía en niños y adolescentes

linkedin
wapp-icon
wapp-icon

Expertos de la Facultad de Óptica y Optometría de Terrassa (FOOT) de la Universidad Politécnica de Catalunya-BarcelonaTech (UPC) aseguraron que el confinamiento por el coronavirus podría incrementar el riesgo de miopía entre los niños y adolescentes.

Evidencias científicas demuestran que la aparición de la miopía tiene una relación muy clara con el entorno visual, sobre todo en niños y adolescentes. Aunque no se dispone de datos, es muy probable que el confinamiento tenga un impacto real en la incidencia de la miopía entre los jóvenes.

Con la idea de concientizar a la población sobre esta dificultad y de ofrecer herramientas de prevención, la FOOT produjo un decálogo con recomendaciones orientadas a hacer un buen uso de las pantallas y prevenir los problemas de salud visual, adecuar las condiciones en que se usan las pantallas y compensar la sobreexposición con actividades físicas o creativas que estimulan la comunicación y la socialización.

¿Qué hacer para prevenirlo?

·         Una de las principales recomendaciones de los médicos es reducir el tiempo de uso de las pantallas según la edad, con un máximo de una hora diaria en niños en edad preescolar, entre tres y cuatro horas diarias en los niños en edad escolar y un máximo de seis horas diarias en adolescentes.

·         Según los expertos también es muy importante que, en el lugar de trabajo, la iluminación sea adecuada, preferentemente con luz natural.

·         De ser posible, que la iluminación del ambiente y el contraste de la pantalla se gradúen al máximo y se evite sentarse de espaldas a la ventana para evitar reflejos en la pantalla.

·         Evitar distancias demasiado cercanas a la pantalla. En el caso de teléfonos y tablets, la distancia no debe ser inferior a 30 centímetros y, en el caso de pantallas de computadoras, el mínimo debe ser de 50 centímetros.

·         Si se quieren mirar películas o series, los expertos recomiendan que se haga en el televisor, donde se garantiza que la distancia mínima a la pantalla es de al menos tres metros.

·         Cada 30 minutos conviene levantarse del lugar en el que se permanece estudiando o trabajando, caminar por casa y mirar lejos a través de una ventana durante el menos 20 segundos para cambiar el enfoque.

·         Se aconseja, además, evitar el uso de los dispositivos digitales justo antes de ir a dormir y aprovechar todo el tiempo posible para hacer actividades al aire libre, de ser posible cuando hay luz natural.

·         Utilizar anteojos o lentes de contacto, con la graduación adecuada, también es fundamental para evitar esta problemática.

Europa Press / Farmanuario.