Implantes mamarios de silicona aumentan riesgo de padecer tres principales enfermedades

 

Un nuevo estudio muestra preocupantes datos sobre los implantes de silicona, ya que apuntan al aumento de artritis en un 600%, el riesgo de muerte fetal en un 450% y el de cáncer de piel en un 400%.

Este estudio que incluyó casi 100.000 mujeres evaluadas entre 2007 y 2010, publicado en Annals of Surgery, los investigadores encontraron que las mujeres tenían un riesgo 4,5 veces mayor de tener muerte prematura del feto y cuatro veces más riesgo de desarrollar melanomas. Así como un riesgo seis veces mayor de padecer artritis entre las mujeres que tenían implantes mamarios que las que no los tenían.

Los implantes más populares aprobados por la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (FDA) son implantes de silicona e implantes rellenos con una solución salina.

Para la reconstrucción mamaria ambos implantes están aprobados para mujeres de todas las edades. Para el aumento de senos, los implantes salinos están aprobados para mujeres de 18 años o más y los implantes de silicona están aprobados para mujeres de 22 años o más.

A principios de la década de 1990, la FDA prohibió los implantes de silicona después de que surgieran varios problemas de salud relacionados con su asociación con el riesgo de cáncer, enfermedad del tejido conectivo y enfermedades autoinmunes.

Sin embargo, ninguna investigación estableció un vínculo definitivo entre los implantes de silicona y estas condiciones.

Después de que se aprobaran nuevamente los implantes de silicona de dos fabricantes en 2006, la FDA realizó muchos estudios de aprobación, pero ningún investigador había analizado la base de datos.

En el reciente estudio, aproximadamente 80.000 pacientes tenían implantes de silicona y el resto de solución salina.

Los investigadores encontraron que las mujeres que tenían implantes de silicona tenían un mayor riesgo de efectos adversos raros, entre ellos artritis reumatoide; síndrome de Sjogren, un trastorno del sistema inmunitario caracterizado por ojos secos y boca seca; y esclerodermia, endurecimiento crónico y estiramiento de la piel y los tejidos conectivos.

Todas estas condiciones tuvieron un riesgo de seis a ocho veces mayor en estas mujeres que en la población general, de igual forma también tenían un riesgo 4.5 veces mayor de tener una muerte fetal, pero no un aborto involuntario.

Los investigadores también encontraron que las mujeres con implantes de silicona tenían un riesgo cuatro veces mayor de desarrollar melanoma. Los implantes de silicona también se asociaron con un mayor riesgo de complicaciones quirúrgicas en comparación con las soluciones salinas.

Si bien ciertos riesgos eran más comunes en mujeres con implantes de silicona, las tasas absolutas de estos resultados adversos eran bajas. No todas las mujeres tienen todas estas enfermedades, pero algunas contraen una y otras contra otras que podrían ser estadísticamente diferentes.

 

Infobae / Farmanuario.