mujeres

Dieta hipocalórica y ayuno ¿para tratar la obesidad?

 

Los nuevos hallazgos del estudio de los efectos de ayuno periódico frente a restricción calórica diaria sobre la salud metabólica (PREFER) fueron publicados en el número de enero de Obesity.

Las mujeres con obesidad que siguieron una dieta en la cual consumieron 70% de su ingesta calórica necesaria y ayunaron en forma intermitente 3 días a la semana, tuvieron más reducción de peso y mejores marcadores cardiometabólicos, en comparación con aquellas que solo disminuyeron su ingesta de calorías, o que solo ayunaron, o que no hicieron ninguna de las dos cosas, en el estudio aleatorizado pequeño de 8 semanas.

Se trató de un estudio aleatorizado controlado en mujeres con sobrepeso u obesidad para comparar cómo las ingestas de alimento intermitente frente a continuas en dos niveles de calorías afectaban la sensibilidad periférica a insulina, peso, composición corporal y marcadores cardiometabólicos, y para analizar los cambios metabólicos agudos cuando los participantes cambiaban de un estado alimentado a uno de ayuno. En esta cohorte de cerca de 90 mujeres con sobrepeso o con obesidad de mediana edad y de edad más avanzada, las participantes con más éxito bajaron de peso alrededor de 0,5 a 1 kg por semana.

Este estudio añade evidencia de que el ayuno intermitente, por lo menos a corto plazo, puede proporcionar mejores resultados que la restricción continua diaria de la dieta para la salud, y potencialmente para bajar de peso. Sin embargo, el estudio fue pequeño e infrapotenciado.

Los autores están de acuerdo en que se necesita más investigación, y reconocen que estos hallazgos no pueden generalizarse a una intervención más prolongada o a otras poblaciones. El grupo tiene planeado investigar la eficacia del ayuno a largo plazo en hombres y mujeres en más estudios.

¿Ayuno intermitente, reducción de calorías o ambos?

Una dieta hipocalórica continua, sigue siendo la intervención de estilo de vida fundamental para reducir el riesgo de que se presenten diabetes de tipo 2 y enfermedad cardiovascular en personas con sobrepeso.

Sin embargo, el ayuno intermitente podría ser una mejor estrategia, pues a las personas les resulta difícil apegarse a un plan de alimentación hipocalórica.

No obstante, los resultados de estudios de ayuno transitorio han sido contradictorios; algunos han demostrado más reducción de peso y mejores marcadores metabólicos, mientras que otros han reportado reducción de peso, pero no mejora en los marcadores metabólicos.

Ayuno más reducción de calorías produce mejores desenlaces metabólicos

La sensibilidad a insulina, el peso, la composición del cuerpo y los marcadores plasmáticos fueron evaluados al inicio y a las ocho semanas después de un día de alimentación (tras un ayuno nocturno de 12 horas para todas las participantes) y después de un ayuno de 24 horas (en los grupos con ayuno).

Las mujeres del grupo hipocalórico con ayuno intermitente tuvieron más reducciones de peso, masa adiposa, colesterol de lipoproteínas de baja densidad total (“colesterol malo” y ácidos grasos, en comparación con aquellas de los grupos con solo reducción de calorías o solo ayuno intermitente.

Cuando se prescribió ayuno intermitente sin restricción de calorías hubo elevaciones transitorias en marcadores de riesgo de diabetes y ninguna mejora general en parámetros metabólicos, en comparación con otros grupos, pese a la menor pérdida de peso.

 

Medscape / Farmanuario.