picor vaginal

¿Cuáles son los trastornos vaginales más frecuentes?

linkedin
wapp-icon
wapp-icon

A lo largo de sus vidas, las mujeres suelen experimentar cambios a nivel vaginal, que pueden determinar la aparición de ciertos síntomas que alteran su cotidianidad.

Sin embargo, existen distintos tratamientos que dan respuestas efectivas a estos padecimientos, mejorando los síntomas o incluso haciéndolos desaparecer en su totalidad.

Con frecuencia, las pacientes suelen acostumbrarse a estos padecimientos y encontrarlos como consecuencias lógicas del paso del tiempo o de su condición de género. Estas posturas suelen provenir de la falta de información, ya que la mayoría de las veces los síntomas son pasibles de tratamientos que en ocasiones pueden detener la evolución, mejorar la calidad de vida, y hasta eliminar por completo la desagradable sintomatología. A continuación, se desarrollan algunos de los trastornos vaginales más frecuentes a lo largo de la vida de la mujer.

Incontinencia urinaria

La incontinencia urinaria consiste en la pérdida involuntaria de orina, siendo ésta una patología que deteriora significativamente la calidad de vida de la mujer que la padece ya que reduce su autoestima y su autonomía. Su prevalencia es de dos a cuatro veces más común que en los hombres, debido a que dos de los factores que más la predisponen son exclusivos de la mujer, como los partos y la menopausia. Está documentado que luego de un parto vaginal hasta el 20% de las mujeres quedan con algún tipo de incontinencia urinaria, y luego de la menopausia la mitad de las mujeres suelen padecer algún grado de este síntoma. Pese a su alta frecuencia, tan solo dos de cada diez mujeres consultan con su médico por este síntoma.

Ensanchamiento vaginal postparto

El traumatismo perineal que determina el nacimiento del recién nacido, los desgarros vulvo-perineo-vaginales y las episiotomías, entre otros factores, pueden determinar una sensación desagradable de elongación vaginal con consecuencias obvias en la sexualidad coital. Las cicatrices de las episiotomías o los desgarros pueden producir también rigidez a nivel del periné y dolor con las relaciones sexuales. El ensanchamiento vaginal, la sequedad vaginal, la incontinencia urinaria de esfuerzo y las cicatrices dolorosas son entidades frecuentes en esta etapa, que junto con el resto de cambios individuales y únicos de cada mujer, pueden afectar su calidad de vida durante esta etapa. Además, un porcentaje no despreciable continúa con estos síntomas de forma permanente.

Síndrome genitourinario de la menopausia

Comprende un conjunto de signos y síntomas asociados a la disminución de estrógenos y otras hormonas sexuales, e incluye cambios tanto en la vagina y los genitales externos como en la uretra y la vejiga urinaria. La prevalencia de este síndrome se sitúa en torno al 50% en mujeres postmenopáusicas y suele ir aumentando con la edad. En mujeres con al menos un síntoma, el diagnóstico se confirma en el 90% de casos. El síntoma más prevalente es la sequedad vaginal, que además es considerada por las pacientes como la alternación más molesta, ya que no solo causa incomodidad en las relaciones sexuales, sino que también puede generar molestias en la vida diaria, al andar en bicicleta o hacer spinning, incluso al usar vaqueros ajustados. Otros síntomas con alta prevalencia son la lubricación insuficiente y el dolor durante las relaciones sexuales, así como la picazón y la irritación. También puede producirse sangrado postcoital, disminución del deseo sexual, disuria y urgencia miccional. Otros signos vaginales que pueden observarse son la disminución de la elasticidad de la pared, la palidez o eritema, tejido frágil con petequias, la pérdida y el estrechamiento de la entrada vaginal. Los signos urinarios incluyen el prolapso uretral, la sensación de ganas de orinar frecuente, la prominencia de meato uretral y las infecciones urinarias frecuentes. La evolución del síndrome génitourinario es crónica y progresiva, y reduce significativamente la calidad de vida. Sin embargo, a pesar de las molestias y el deterioro que ocasiona, está infradiagnosticado e infratratado. Las causas principales de la falta de diagnóstico son el fallo en la comunicación entre médico y paciente, y el desconocimiento por las mujeres.

Acerca del tratamiento

Existen múltiples tratamientos para estos padecimientos. Los que mejores resultados alcanzan son los que integran varias disciplinas y estrategias, y dentro de ellos uno de los más destacados es Refemm, un tratamiento médico validado mundialmente a través del cual mediante el uso de un equipo láser de última generación, fármacos y fisioterapia del piso pélvico se logra mejorar la funcionalidad del área urogenital de la mujer. Es simple, seguro, indoloro, de carácter ambulatorio y puede ayudar a recuperar una vida plena con un procedimiento sencillo que no requiere anestesia ni incisiones, brindando resultados inmediatos y duraderos.

Refemm funciona combinando tres técnicas diferentes y complementarias: láser de CO2, fármacos y fisioterapia vaginal. Al igual que la piel, el tejido vaginal está compuesto por fibras de colágeno que le otorgan tensión y flexibilidad. Este tratamiento utiliza un revolucionario láser de CO2 para tratar la zona, contrayendo las fibras del tejido y estimulando la formación natural de nuevo colágeno. Esto mejora la funcionalidad de toda el área vaginal, incrementando la lubricación, fomentando la resistencia inmunológica y restaurando la fuerza y la elasticidad de las paredes vaginales. Como resultado, mejora la incontinencia urinaria, la laxitud y la sequedad vaginal. El procedimiento dura 30 minutos y en general se requieren únicamente de tres sesiones para lograr los resultados deseados. Una vez finalizada la sesión se puede seguir con la rutina sin molestias, e incluso volver a trabajar. El uso de variados fármacos, la fisioterapia de suelo pélvico en forma personalizada y el tratamiento láser se combinan entre sí para optimizar los resultados, logrando disminuir considerablemente la sintomatología comentada o haciéndola desaparecer con un resultado de calidad de vida notablemente mejorada.

Asesoramiento Refemm / Hola Salud-.