Cómo cuidar la piel antes de subir a un avión

linkedin
wapp-icon
wapp-icon

 

Durante un viaje en avión, sobre todo si se trata de un trayecto de larga distancia, nuestra piel se enfrenta a varios problemas, principalmente la baja humedad del aire, los cambios de presión atmosférica dentro de la cabina y los efectos del aire acondicionado durante largas horas.

Esto genera en nuestra piel una deshidratación del estrato córneo, que se traduce en sensación de sequedad y picor. Estas manifestaciones sobre la piel y mucosas empiezan a manifestarse a las tres o cuatro horas del inicio del vuelo. En personas especialmente sensibles puede aparecer enrojecimiento, e incluso acné. Patologías como la rosácea pueden verse agravadas en estas circunstancias.

Evita viajar con la piel maquillada

Es mejor hacer volar con la piel limpia y sin maquillar, ya que el maquillaje suele tener un alto contenido en productos que la cubren que en las circunstancias que se generan durante el vuelo pueden bloquear las glándulas sebáceas, lo que hace que la piel esté más congestionada, sin brillo y aún se noten más los efectos de la deshidratación.

¿Conviene llevar algún producto para aplicarlo durante el viaje?

Es adecuado llevar alguna crema hidratante rica en ácido hialurónico para aplicar con asiduidad. También conviene llevar alguna barra de labios específica para la hidratación de esta mucosa, ya que es la primera que se ve afectada por la falta de humedad.

Alimentación, hidratación y su influencia en la piel

Es importante que durante el viaje se haga un elevado consumo de líquidos, especialmente agua. Es preferible evitar las bebidas con gas y azucaradas, que siempre harán que retengamos más líquidos y estemos más hinchados.

Es conveniente que se evite, en la medida de lo posible, los alimentos irritantes como picantes, café, bebida alcohólicas y los ricos en sal.

La realización de ejercicio físico moderado los días antes del vuelo también es conveniente para activar la circulación de la piel.

Cuidados especiales en el lugar de destino

Al llegar a destino es importante realizar primero una buena limpieza en profundidad y, posteriormente, aplicar una mascarilla hidratante que permita restablecer el contenido hídrico perdido.

 

Cuidate Plus / Farmanuario.